Las Plantas: una terapía para el alma

Actualizado: abr 18

Vivimos corriendo, llenos de impaciencia, acostumbrados a lo fácil, buscando generalmente el menor esfuerzo. Para la gran mayoría de nosotros ésas son algunas de las principales características de nuestra vida como adultos.

Cuando niños, había tiempo para jugar, para leer cuentos, para llamar por horas a nuestros amigos, para imaginar y soñar en grandes proyectos; tiempo incluso para perder el tiempo y sobretodo: tiempo para admirar la naturaleza.

Cuando escuchamos “plantas”, muchos contestan: “¿Plantas? ¡No tengo tiempo para cuidarlas!” o el clásico: “¡La verdad es que se me olvida!” y el triste: “¡No, no, no. A mi todo se me muere!”


Pero la realidad no que nos falte tiempo o no seamos capaces, sino que muchas veces no queremos darnos esa oportunidad: nos gana la impaciencia, no queremos detenernos a cuidar a un ser vivo que "guarda silencio".

No queremos que se muera, queremos que crezca rápido, que esté bonita ya. No observamos su ritmo y su propia necesidad, y en numerosas ocasiones le imponemos la nuestra.

“Esta planta es de poco riego”, nos dicen. Pero nosotros queremos demostrarle nuestros cuidados en un día, todos de un sólo golpe. O queremos una regla infalible para cuidar de ella, cuando no hay ser vivo que pueda regirse por reglas inquebrantables...porque ya no estamos acostumbrados a observar, y nos conflictúa que la vida de un ser dependa de nuestra observación.

Cuidar de las plantas es un ejercicio, en el que se aprende a respetar los tiempos, a mirar los pequeños cambios, a cuidar los detalles. Conservar un jardín, por pequeño que sea, es una terapia para el alma que ama la belleza y el equilibrio, que se regocija con la vida.

A quien le falte aprender constancia, que se haga de un bonsái. Al que necesite ejercitar la paciencia, que tenga un pequeño desierto y espere a ver las majestuosas flores de sus cactus. Para quién desee aprender a mantener el orden, que se haga de un estanque y lo limpie y lo contemple para que el orden se presente ante él. Quien esté atrapado en sí mismo, que cuide de una planta, cualquiera que sea. Cada planta, como cada ser vivo, tiene una hermosa lección que ofrecernos; pero en las plantas la lección es callada, al menos en apariencia, y hay que aprender a guardar silencio para lograr escuchar lo que nos están diciendo.

En un tiempo en que la deshumanización y el sin sentido parecen apoderarse de todas las cosas, dedicar nuestro tiempo a cuidar de una planta nos devuelve serenidad y nos reconcilia con la misma tierra.

¡La naturaleza es sabia! Si aprendemos a escucharla seguro encontraremos un consejo para nosotros.

Por esto, en #BazarBuenaVibra, tenemos diferentes tipos de plantas para ti. Visita el stand de Jardínes de Bolsillo este 29 y 30 de agosto.


#JardinesdeBolsillo #BuenaVibraFest #BazarBuenaVibra #Plantas #Amoraalasplantas

Síguenos

  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • Pinterest - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco

​© 2020 by Buena Vibra Fest. 

Suscríbete y entérate de nuestros eventos